http://surfactual.com/wp-content/uploads/fullsizerender-6.jpg

Así se mentalizó De Souza para ganar el Mundial de surf

Adriano de Souza llego a Hawái el 18 de diciembre. Después de haber dominado la clasificación mundial durante casi toda la temporada, sus malas actuaciones en Francia y, especialmente, en Portugal, provocaron que se le complicase el sueño de conquistar el título.

El brasileño, si por algo destaca, es por su constancia, así que se centró en un único objetivo: ganar el Pipeline Masters. Si quería ser campeón, tenía que conseguirlo. La clave, al margen de su buen surf, estuvo en algo tan simple como una nota. Cada día escribía que iba a ser campeón del mundo, así un día tras otro.

Pero su táctica también estuvo acompañada de mucho surf. Se olvidó de los campeonatos que componen la Triple Corona, y se centró en surfear a tope en Pipeline. Se quedó en la casa de Jamie O’brien, uno de los mejores en esta ola, que le fue aconsejando cada día; jornadas que acababa escribiendo en su móvil la misma frase: “Voy a ser campeón del mundo”. El pasado jueves Adriano de Souza se convertía en el segundo surfista brasileño en conquistar el Mundial de surf.




No hay comentarios

Añadir más