Noah Beschen, el hijo de Shane

Las sagas familiares en el mundo del deporte son habituales, pero en el surf es algo perfectamente entendible. Fuiste con tu padre a la playa a coger olas y verlo surfear durante horas. Con el paso de los años, tú estás llevando a tus hijos y ellos llevarán a los suyos. Por los siglos de los siglos. Así, es fácil encontrar jóvenes talentos como Noah Beschen, hijo de Shane, surfista californiano que durante varios años fue una de las sensaciones del Mundial. Su tope llegó en 1996, cuando acabó en segunda posición. Fue el primer surfista y el único en la historia de la ASP que logró tres 10 en una manga cuando se puntuaban las tres mejores olas, en un campeonato celebrado en 1996 en Kirra. Posteriormente, en 1995, Kelly Slater firmó dos 10 en la final del Billabong Pro en Teahuppo, ya con el actual sistema de puntación a las dos mejores olas.

Pues bien, el bueno de Shane ya tiene quien vuelva a pasear su nombre por la élite del surf mundial. Solo es cuestión de tiempo de que su hijo de solo trece años  alcance lo más alto, tal y como se puede comprobar en este vídeo del genial Aaron Lieber. Noah es solo un ejemplo más de esos enanos increíbles que hacen te replantees si tienes que dedicarte a otro deporte. Gente como Noah Alani, Jacob Vanderwork, Tupat, Bjorn Richie Lob, Aaron Lieber, Casey Collins, Christian Oehmke y Peter Trow




No hay comentarios

Añadir más